jueves, 20 de agosto de 2020

25 Años de la Asociación Mineralógica Aragonesa

Estimados socio/as, amigo/as y simpatizantes en general. Estamos de celebración pues cumplimos 25 años de andadura. Me animo a escribir este artículo para nuestra web esperando que haya muchos más.

Estimados socio/as, amigo/as y simpatizantes en genera. Estamos de celebración pues cumplimos 25 años de andadura. Me animo a escribir este artículo para nuestro blog esperando que haya muchos más.
Aun me quedan algunos recuerdos de cuándo empezó mi afición por las piedras. entonces eran piedras, no minerales. Tendría yo unos cinco años cuando mis padres descubrieron mi pasión por los mismos. Solíamos salir los domingos por los alrededores de Zaragoza en el entrono de la carretera de Castellón y, en alguna de las paradas del recorrido (vías de tren abandonadas riachuelos, el propio monte, etc..), me fijaba en la piedras que había por el suelo. Su brillo y su color, era lo que mas me llamaba la atención. Recogía las que mas me gustan y al bolsillo. Luego ya en casa, mi madre era la encarada de vaciarlos y todas acababan en la basura. Crecí y se me pasó, momentáneamente, esa fiebre por las piedras.

Pasaron los años y  cursando 3º de  BUP, en la asignatura de geología, nos propusieron recoger minerales y hacer una pequeña colección. La mayoría recurrimos a algunas tiendas que vendían minerales en pequeñas bolsitas. Hasta 20 tuve. No sé qué fue de ella.

Ya más tarde, en 2º de magisterio, realizamos una excursión a los alrededores de Jaulín y recogimos algunos yesos fibrosos y trozos de sílex. La profesora nos comentó que todos los domingos, en la plaza San Francisco, había puestos donde se vendían minerales. Así que, el primer domingo que pude me acerqué. Fui mirando los diferentes puestos y me paré en uno que me marcaría para el resto de mi vida. Era el lugar que por entonces ocupaba nuestro compañero Miguel Calvo y su esposa Emilia. Mucha cantidad y variedad de minerales y a unos precios bastante asequibles. En gran parte tengo que agradecerle a Miguel que me recuperara para esta afición. Visitaba su casa cuando podía y siempre me iba con unos cuántos minerales y con un montón de conocimientos mineralógicos. En la plaza conocí a otros compañeros coleccionistas que hoy en día son de nuestra asociación.

Uno de esos domingos, Miguel me comentó que había una propuesta por parte de varias personas de fundar una asociación que integrara a coleccionistas de minerales en Aragón. Me gustó la idea. Dicha reunión se preparó para un sábado 27 de febrero. Corría entonces el año 1993. Fue en los locales del Antiguo matadero de Miguel Servet dónde nos reunimos bastantes  personas a las que nos unía la misma afición. A unos les conocía de vista y a otros me unía una cierta amistad creada en la propia plaza. Allí se trataron muchos temas y propuestas interesantes, nombrando la primera junta directiva. El presidente D. Miguel Calvo, vicepresidente D. José Luis Larroy, secretario D. Fernando Gascón, tesorera Dª Mercedes Arauzo y como vocales D. Luis Miguel Fernández, D. José de Uña, D. José Miñana, D. Manuel Baquero y D. Ignacio Alasanz. Quedó fundada nuestra asociación que pasaría a llamarse Asociación Mineralógica Aragonesa (A.M.A.). La plaza San Francisco fue nuestro cuartel general. No teníamos local dónde poder juntarnos y, durante algunos años, tuvimos que reunirnos en diferentes sitios (uno que recuerdo es el de la confederación hidrográfica del Ebro en el paseo Sagasta) para poder tener nuestras asambleas informativas. Fue en el año 2000 cuando, por fin, tuvimos nuestro primer lugar para reunirnos. Fue el instituto de enseñanza secundaria “Virgen del Pilar”. El día elegido era los martes. Un día a la semana donde poder hablar de nuestra afición, ver minerales y planear excursiones y otras actividades.  

Contar todo lo que ha acontecido durante estos 25 años sería muy extenso pues, ha sido mucho y bueno. Hemos realizado numerosas excursiones tanto en nuestra comunidad como fuera de ella. Hemos participado en  exposiciones llevando nuestros minerales a diferentes rincones de Aragón y a otras comunidades vecinas. Editamos un boletín que durante unos cuantos años esperábamos todos ansiosos para leer lo allí relatado. Hemos visitado numerosas minas y se han descubierto nuevos minerales desconocidos hasta el momento en nuestra comunidad. Hemos colaborado con la Universidad de Zaragoza y en el museo de la Facultad de Geológicas. También participamos en la edición de la Revista de Minerales y procuramos obtener todas aquellas revistas que se editan en nuestro país así como otras de procedencia extranjera. Ahora somos colaboradores de nuestros compañeros Nicolás Mesas y Esther Pulido, dueños de “Tesoros Naturales” en la Feria Intermineral que se celebra, con gran afluencia de público, todos los años en nuestra ciudad. Disponemos de una nueva página web que deberá ser el nexo de unión entre todos los socios.

 A día de hoy, somos 66 socios, pero llegamos a ser más de 100. Unos se han ido y otros han venido. Así funcionan todas las asociaciones. Nos reunimos todos los miércoles en nuestra sede situada en el instituto de enseñanza secundaria “Ramón Pignatelli”. Allí, tenemos nuestro local de reunión para hablar de piedras y de lo que se tercie. Para consultar libros, repartir revistas, preparar ferias, etc… Para regalar, enseñar e investigar aquellos minerales que llevamos hasta allí. Hasta meriendas y celebraciones se llevan a cabo como en cualquier familia. No somos muchos pero prefiero no nombrar a nadie porque seguro que me dejaría a alguno/a.

 Otros colegas de afición me preguntan cuál es el secreto de que esta asociación funcione tan bien y perdure en el tiempo. Siempre les digo lo mismo: las personas que la forman. La ilusión y las ganas de hacerlo bien. Proyectos, ideas, actividades, etc... No sólo somos unos compañeros que se reúnen los miércoles sin más, somos una pequeña familia. Tantos años juntos que se hace inevitable una más que cierta amistad. Nuestros problemas, puntos de vista, penas y alegrías son compartidos y valorados. Ahora una nueva vida nos alegra muchas de las tardes de los miércoles y que cumple un añito: nuestro querido Álvaro. Nos encantaría que muchas más personas de nuestra asociación, tanto conocidas como a las que todavía no conocemos, se acercarán alguna tarde para poder saludarnos y charlar un rato. Os esperamos!!!

Y este es el secreto. Nada más.

Antes de acabar, me gustaría hacer una mención especial para dos personas que seguro que desde allí donde estén, celebrarán con nosotros estos 25 años de asociación: D. José Miñana y Vizmanos y D. Augusto Pérez de Vargas. Siempre en nuestros recuerdos compañeros.

Así pues, felices 25 años y que sean todavía muchos más los que cumplamos. Seguro que será así.

 

Francisco José Cebolla Peribáñez

Vicepresidente de la A.M.A.

0 Comments: